Adaptarse a las nuevas condiciones

Todo el entorno empresarial ya ha sufrido mucho por la crisis económica provocada por la pandemia de la COVID-19. Desafortunadamente, no se vislumbra un final claro para cuando las cosas vuelvan a la normalidad, si es que alguna vez lo hacen tal como la conocíamos. Algunos abogan por el concepto de una nueva realidad. Y dado los cambios que hemos visto en los últimos meses, con los periodos donde se nos instaba a no acudir a espacios públicos, se podría decir que este proceso ya está en marcha, cambiando la forma en que las personas trabajan, se comunican, disfrutan o adquieren productos.

Es también la causa de que las empresas, sin importar su tamaño o industria, necesitan rediseñar sus estrategias de marketing para retener a sus clientes. ¿Por qué? Porque los hábitos de compra de sus clientes también se han visto alterados por la situación. Por lo tanto, una empresa tiene que adaptarse a las nuevas condiciones o verá cómo se desmoronan las relaciones con sus clientes.

Afortunadamente, con el uso de las tecnologías y tácticas basadas en programas de fidelización, hacer mejoras en la estrategia ya no es como agarrarse a un clavo ardiendo. Simplemente funciona. Déjenos explicarle.

Llevando los programas de fidelización al siguiente nivel

En primer lugar, en estos días, los programas de fidelización son uno de los principales (si no el mejor) canal de comunicación entre marcas y clientes. Teniendo en cuenta que es el mejor momento para que las empresas convenzan a los clientes de comprar sus productos online, los programas de fidelización pueden ayudarle a impulsar sus esfuerzos de manera significativa.

Si una empresa ya ha invertido en la creación de un programa de fidelización exitoso con miles de perfiles de clientes en su base de datos, puede utilizarlo para mejorar su estrategia de marketing mediante la creación de ofertas de productos y contenido individualizado. Y con suficientes datos y la tecnología adecuada, puede ser un verdadero cambio de juego.

El objetivo es presentar a los clientes información y productos que sean relevantes para ellos a nivel personal. Sin embargo, es también una oportunidad para que las empresas demuestren a sus clientes tanto nuevos, como existentes, que se preocupan por ellos. Por lo tanto, los beneficios exclusivos en forma de compras gratis o recompensas adicionales por una lealtad excepcional a la marca también deberían ser una prioridad en estos días. Todo ello se puede realizar con un mínimo esfuerzo y la tecnología adecuada.

Además, no hay que olvidar añadir algunos elementos de gamificación. Dado que las interacciones cara a cara están actualmente fuera de escena, la introducción de cuestionarios y varios minijuegos en su plataforma de fidelización también puede ayudar a las empresas a mantener el compromiso del cliente durante este período "no transaccional".

Pero eso no es todo. Una aplicación de fidelización intuitiva y bien diseñada puede hacer que la vida de los clientes sea más fácil (y más segura), si admite pagos móviles, por ejemplo. No solo ayuda a limitar el contacto con otras personas al permitir que los usuarios compren productos usando solo la aplicación, sino que también lo convierte en una forma mucho más conveniente de realizar una compra, pedir comida, repostar gasolina, etc. Además, brinda a los usuarios la capacidad de donar sus puntos de recompensa a organizaciones benéficas a través de la aplicación, y así cualquier empresa puede contribuir a la lucha contra la COVID-19 y otras amenazas globales, como el cambio climático.

Otro punto a favor es el servicio al cliente de forma remota. Al no poder ponerse en contacto directamente con un representante de la empresa, los usuarios pueden utilizar la aplicación de fidelización para acceder a la base de conocimientos u obtener ayuda de un experto a través de un chat. Y no nos olvidemos que un Chatbot que se ejecuta con los últimos algoritmos de Inteligencia Artificial / Machine Learning, puede ayudar a resolver problemas sin tener que involucrar a los agentes de soporte.

Hablando de costes

Tan importante como es generar ingresos, está el hecho de que las empresas no pueden bombardear a los clientes con descuentos y ofertas especiales todo el tiempo. No se trata de cantidad, sino de calidad. Afortunadamente, gracias a la personalización de las ofertas, cualquier marca puede crear contenido que realmente de en el clavo, lo que hace que su estrategia de marketing sea mucho más efectiva y menos costosa.

Al buscar ahorros en diversas áreas de las operaciones comerciales (también dentro de los presupuestos de marketing), es evidente que las empresas deben medir el ROI, y hacerlo con mucho cuidado, para que la Dirección pueda evaluar el rendimiento del programa. Se puede lograr con el uso de plataformas analíticas y de informes, para monitorear y optimizar programas de fidelización y campañas de marketing. De esta manera, tendrá el control total de sus recursos.

El tiempo es la clave

Los programas de fidelización ofrecen oportunidades únicas en el área de marketing personalizado y servicio al cliente. Y en este momento, donde los agentes de la empresa no pueden interactuar con los clientes en persona tan frecuentemente, resultan esenciales para mantener las relaciones entre la marca y sus clientes en óptimas condiciones. No hay tiempo que perder. Considere comenzar lo antes posible para sacar el máximo partido a su programa de fidelización.
¿Interesado en conocer más?

Cuéntenos sus necesidades de negocio. Estamos a su disposición.